Oct22

Article 19: Puebla, segundo sitio en ataques a periodistas

Patricia Méndez // e-consulta

Las agresiones a periodistas y medios de comunicación que han cuestionado las acciones del gobernador Rafael Moreno Valle, ubicaron a Puebla en el segundo lugar nacional de agresiones contra la libertad de expresión durante el tercer trimestre del año, tan sólo detrás de Quintana Roo, refirió la organización Artículo 19.

 

En su informe trimestral considerado “El más violento para la prensa en la administración de Enrique Peña Nieto”, el organismo de carácter internacional indica que en la entidad se registraron un total de 10 agresiones contra la prensa en el periodo de referencia.

 

Cabe señalar que en los dos trimestres anteriores sólo se reportaron cinco casos, por lo que en total suman 15 hasta esta fecha.

 

De acuerdo con Artículo 19, se presume que en su mayoría, funcionarios públicos han sido los autores de las agresiones registradas en Puebla, sin embargo en ninguno de los casos hay responsables sancionados.

 

Veracruz y el Distrito Federal son otras entidades que destacan por su alto número de denuncias, incluso por encima de la franja que conforman Michoacán, Guerrero y Oaxaca.

 

Robos domiciliarios

 

Del total de ataques, dos fueron robos domiciliarios en contra de comunicadores, uno de estos en contra del caricaturista del Diario Cambio, Elmer Sosa, ocurrido el 17 de agosto; así como el de la casa de Luis Enrique Sánchez Fernández, quien se desempeña como director del portal de noticias Poblanerías , acontecido el 28 de julio.

 

De igual manera, Articulo 19 registró dos ataques cibernéticos, de los cuales uno consistió en el bloqueo de la página electrónica del Diario Cambio por un más de 36 horas, desde el miércoles 30 de julio hasta el jueves 31 de julio pasados.

 

Asimismo, el organismo contabilizó tres ataques físicos a periodistas, sin embargo por razones de seguridad no se dan detalles de los nombres de los afectados.

 

Otras de las agresiones registradas consisten en la incautación de equipos de transmisión de radios comunitarias, además de un acto de intimidación hacia un periódico local.

 

Desmantelamiento de radios comunitarias

 

Los ataques a las radios comunitarias consistieron en el desmantelamiento de las estaciones de Zacatepec Radio y Radio Axocotzin, que se trasmitían en los municipios de Juan C. Bonilla, Morelos, y San Andrés Cholula, Puebla, respectivamente, pues estas fueron suspendidas el lunes cuatro de agosto por personal del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFETEL) y Policías Federales, quienes les incautaron consolas, micrófonos, computadoras y equipo de trasmisión.

 

El desmantelamiento de Radio Zacatepec fue realizado con exceso de fuerza por 10 elementos comandados por Raúl Leonel Mulhia Arsaluz, quien mostró un documento firmado por el Director General Adjunto de Supervisión, Inspección y Sanciones de Radiodifusión del IFETEL, en el que se fundamentan la incautación  de un transmisor, dos micrófonos, un transformador, una CPU y una consola.

 

Respecto a la desarticulación de Radio Axocotzin, ubicada en la junta auxiliar de Tlaxcalancingo en San Andrés Cholula, el informe indica que el motivo de la incautación del equipo fue porque su señal interfería con otras señales, así como la de los aviones. Sin embargo, en el oficio número IFT/DO2/USRTV/DGASIS/1361/2014 se señala que el motivo de la incautación es debido a que la estación de Radio Comunitaria no contaba con un permiso o concesión.

 

Esta última estación dio cobertura al enfrentamiento entre pobladores de la junta auxiliar de San Bernardino Chalchihuapan y policías estatales el pasado nueve de julio, en donde el niño José Luis Alberto Tehuatlie Tamayo, fue herido por un proyectil, suceso que le costó la vida.

 

A nivel nacional, Artículo 19 ha documentado 222 agresiones en contra de periodistas entre enero y septiembre de este año, de los cuales 94 fueron ataques físicos, 40 actos de intimidación, 37 amenazas; hubo 23 detenciones arbitrarias; tres asesinatos a periodistas y el ataque a las instalaciones de un medio de comunicación donde falleció el hijo de un comunicador.

 

En el 42 por ciento de las agresiones el responsable es un funcionario público; en 17 por ciento es un particular y 27 por ciento se desconoce al atacante.